Que Dios acepte a la Gente Sexy

A más de 200 programas de Gente Sexy, el conductor Clemente Cancela ya se desenvuelve al aire como un experimentado. Tras el cambio de FM Blue a la Rock & Pop, la mayor práctica al aire y la organización del equipo, el programa sigue en “constante mutación”. “Acá hay que construir nuestro programa adentro de la radio y pedir a Dios que nos acepte”, admite.

“La Rock & Pop es una nave a la cual nosotros nos subimos”. Así define Cancela la producción de su programa, sobre cultura rockera que cualquier geek siempre soñó (cuando no soñaba su casamiento con la princesa Leia), en la emisora. Junto a Santiago Calori, como co-conductor, Luis “El Tucu” López y Fiorella Sargenti trabajan “en post de hacer algo lindo”. “Además, nosotros nos llevamos muy bien entre todos, eso influye bastante, sólo tuvimos que emprolijar el aire”.

En 2011, el programa comenzó en FM Blue de 10 a 13. Ahí el “laburo era más artesanal” e implicaba una “construcción de la radio” ya que es una “empresa pequeña”. En cambio, la Rock & Pop es “más grande, tiene más producción, se charla más con la gente con la que trabajás”. “No me plantearon el estilo, sí me marcaron lineamientos en base a mi inexperiencia pero me han dejado equivocarme bastante – continúa – Fueron muy generosos acá”.

En cuanto a la reducción de tiempo al aire, de tres a dos horas, debieron “achicar” el contenido ya que al ser una radio más “popular”, incluye más tanda. Además, el programa pasó a estar de 16 a 18: “Una cosa que no hacemos tanto, pero sí hacíamos en Blue, es trabajar con una parte más noticiosa, por el horario”. “Tampoco es que lo hacemos desde una burbuja”, aclara.

Según el conductor, el mayor beneficio de CQC para su experiencia radial fue que así consiguió el trabajo y sus invitados supieran quien es él. “A mi me ofrecieron hacer un programa de radio, que es una creación mía con los chicos, pero nunca me dijeron vas a tener un programa que se va a llamar Gente Sexy”. Además, la experiencia en televisión le permitió obtener un “timing” para las entrevistas, aunque en esos casos sólo eran “contactos” por su corta duración.

Sin embargo, hay una “diferencia fundamental” entre lo que hacía en CQC y lo que hace ahora: “Ahí iba editado, pero esto al ser diario y desde el lado del conductor me permite estar en aprendizaje constante, aunque no lo tomo como desventaja”. “No me escucho como tampoco me miraba cuando estaba en tele, ni evalúo mucho mi conducción porque siempre tuve muy en claro que si un día no salía bien al otro día tenía revancha”, confiesa.

—¿Cómo fue tu primera experiencia en radio como co-conductor de Último Bondi en 2010?

—Ese trabajo lo acepté justamente para hacer mis primeras armas en radio y ver cómo es el ámbito de laburo. Quería ver como se hacía un programa de radio, era mi inquietud principal. Un par de veces no vino Dani Giménez y me tocó conducir. Fueron mis primeras experiencias haciendo algo solo y estaba absolutamente cagado. Después es oficio, hay que ir ganándolo de a poquito.

 

Audio de la entrevista
Entrevista a Clemente Cancela by Radiófilos

Anuncios